JLG planea cambios operativos para optimizar la cobertura industrial: Plan de cierre de tres plantas

JLG

Los cambios afectarían a plantas de Bélgica, Reino Unido y EE. UU.

JLG Industries, Inc., una empresa de Oshkosh Corporation [NYSE:OSK] y uno de los principales fabricantes internacionales de plataformas de trabajo aéreas y manipuladores telescópicos, ha anunciado hoy que ha presentado sus planes de cierre al comité de empresa de Maasmechelen, Bélgica, acerca de sus instalaciones de fabricación e Inspección Previa a la Entrega (Pre-Delivery Inspection -PDI), y a los representantes de los trabajadores en el Reino Unido, en relación con su centro de ingeniería en Bruntingthorpe. Las líneas de producción de la planta de Orrville, Ohio, de la empresa también se clausurarán.
"Como parte de nuestra estrategia de simplificación, hemos evaluado nuestra cobertura industrial global y oferta de productos para asegurarnos de que nuestras operaciones y cartera de productos sigan siendo competitivos y satisfagan la demanda actual y futura del mercado", comenta Frank Nerenhausen, Vicepresidente Ejecutivo de Oshkosh y Presidente de la División de Elevación. "Estas acciones planificadas nos permiten mejorar el rendimiento para mantener nuestra posición como líder en equipos de acceso en todo el mundo."
Para optimizar la cartera de productos de la empresa, JLG planea reducir su oferta de productos de manipuladores telescópicos en EMEA. La intención es continuar produciendo una gama limitada de manipuladores telescópicos para la región en su planta de Medias, Rumania. Los modelos que dejarán de fabricarse seguirán recibiendo asistencia por parte de la división de postventa de JLG durante un mínimo de 10 años.
Como resultado de la reducción de la gama de manipuladores telescópicos, JLG EMEA necesitará menos apoyo técnico desde su centro de ingeniería de Bruntingthorpe en el Reino Unido. Por tanto, su intención es cerrar este centro. Un pequeño grupo de empleados continuará trabajando en el área de Bruntingthorpe o en Europa.
Las actividades actuales de Inspección Previa a la Entrega en Maasmechelen se simplificarán y distribuirán entre las restantes instalaciones de JLG o se subcontratarán para mejorar el rendimiento operativo. Un pequeño grupo de empleados no industriales continuará trabajando en el área de Maasmechelen.
Además, la empresa cerrará sus líneas de montaje de manipuladores telescópicos de Orrville, Ohio, trasladando toda su producción en Norteamérica a sus instalaciones de Pensilvania. La oferta actual de manipuladores telescópicos de JLG en Norteamérica permanecerá igual. Los servicios de ingeniería de Orrville se seguirán prestando con normalidad.
Estos cambios propuestos podrían afectar hasta a 525 empleados. JLG prevé que las operaciones de fabricación de Orrville y Maasmechelen finalicen el 30 de septiembre de 2017. La planta de Inspección Previa a la Entrega de Maasmechelen cerrará previsiblemente en un plazo de 12-18 meses, mientras que la fecha de cierre de Bruntingthorpe no se determinará hasta que finalicen las conversaciones con los representantes de los trabajadores.
Los detalles completos de los cambios en las instalaciones europeas de JLG se ultimarán tras las conversaciones habituales con el comité de empresa y los representantes de los empleados.
"Estas acciones, aunque difíciles, son las correctas para nuestro negocio", asegura Nerenhausen. "Simplificar nuestra cartera de productos y operaciones se ajusta a nuestra visión y dirección estratégica a largo plazo, posicionando a JLG para ofrecer una mayor satisfacción del cliente y obtener una mayor rentabilidad de la inversión de cara al futuro."
Para más información acerca de JLG®, visite el sitio web en www.jlg.com